Cómo ahorrar calefacción. Consejos para evitar facturas kilometicas en los meses más fríos

Ahora que el verano está tocando a su fin es un buen momento para planificar cómo ahorrar en calefacción.

Desde Tien 21 queremos ayudarte a ahorrar en calefacción con algunos consejos que te vamos a dar a continuación.

Adquiriendo una serie de hábitos y tomando unas determinadas precauciones conseguiremos ahorrar en calefacción y evitaremos facturas kilométricas en los meses más frios.

Factores como el clima, el número de personas que viven habitualmente, el aislamiento de la vivienda, etc determinarán el sistema de calefacción que nos va a permitir ahorrar en calefacción.

Así pues lo primero que nos va a proporcionar un ahorro en calefacción va a ser la correcta elección del sistema de calefacción.

Si el aislamiento de nuestra vivienda no es el adecuado dará igual el sistema de calefacción que utilicemos:

  • Tapar y sellar cualquier grieta evitará que entre aire frio en nuestra casa, así como ventanas y puertas. Si en alguna habitación hay alguna rejilla de ventilación para poder ahorrar en calefacción habrá que cerrar las puertas de esas habitaciones.
  • Utilizar doble acristalamiento en las ventanas también nos ayudará en nuestro propósito de aislar lo máximo posible la vivienda.
  • Bajar las persianas y cerrar las cortinas durante la noche impedirá que entre frio durante la noche en la vivienda. Del mismo modo si durante las horas de sol dejamos las persianas arriba permitiremos que el sol caliente nuestra vivienda.
  • A la hora de ventilar la vivienda no debemos de dejar demasiado rato las ventanas abiertas ya que de hacerlo así lo que conseguiremos será que se enfríen las paredes y el techo y será necesario el consumo de más energía para volver a tener la temperatura deseada.

Estas medidas nos van a ayudar a conseguir un aislamiento óptimo que nos ayudará a ahorrar en calefacción. Pero hay otra serie de consejos además de la correcta elección del sistema de calefacción y del aislamiento para ahorrar calefacción.

Paralelamente, también es posible el ahorro de calefacción con el uso correcto de los radiadores:

  • Se debe de evitar tapar los radiadores con muebles o con cortinas.
  • Nunca los debemos emplear para secar ropa ya que además de cargar el ambiente de humedad se consume más energía.
  • Realizar un correcto manteniemiento de estos, purgándolos una vez al año para extraer el aire de su interior.

También puedes ahorrar calefacción con un programador. Su uso te permitirá programar el encendido de la calefacción con el tiempo previo necesario para encontrar nuestra casa caliente. Además podemos programar la hora de apagado evitando despistes que nos pueden salir muy caro.

Siempre que sea posible utiliza un termostato para regular la temperatura. El control de la temperatura hará que disminuya considerablemente el consumo energético lo que se traducirá en un importante ahorro en calefacción.

El uso de un termostato nos ayudará a regular la temperatura encendiendo y apagando la calefacción de forma automática en función de la temperatura del ambiente. Cada grado que subamos la temperatura puede suponer un aumento de gasto energético que oscila entre un 5% y un 7%. Lo ideal es que la temperatura no sea superior a los 21-22 grados. Si nuestro sistema cuenta con la instalación de radiadores podemos colocar un termostato en cada radiador, de esta manera conseguiremos ahorro en calefacción por la temperatura regulada.

Otro sistema gracias al cual podemos ahorrar calefacción es gracias al uso de una estufa. Utilizarla como apoyo puntual para reforzar el calor nos ayudará a ahorrar calefacción con estufa ya que el combustible que consumen las estufas suele ser más económico que otra clase de combustibles.

El apostar por la instalación de suelo radiante puede suponer un ahorro importante respecto al tradicional sistema de radiadores debido a que emplea una temperatura de impulsión de agua que oscila entre los 30-45 grados frente a los 80-85 grados del sistema de radiadores. Es evidente lo fácil que resulta ahorrar con calefacción radiante.